jueves, 9 de julio de 2009

vivir siempre el presente

"El Paraíso Terrenal esta donde me encuentro".
Voltaire,poema Le Mondain.

En este 'Aprender a vivir', en esa búsqueda de la felicidad que todos anhelamos, hay algunos principios fundamentales, básicos y universales, ya que son propuestos por la mayoría de las escuelas de psicología y por muchas religiones, sobre todo las orientales. Uno de ellos es el 'vivir el aquí y el ahora'.
Vivir el presente, el momento con plenitud, con intensidad, con serenidad. Y hacer en cada momento lo que me corresponde hacer.
Hay personas que viven en el pasado, añorando tiempos mejores, lamentando pérdidas.
A medida que crecemos perdemos la infancia, la juventud, podemos perder amigos, seres queridos, trabajos, etc. etc.… Vivir en el pasado, nos lleva a la queja, a la depresión, a la frustración y nos impide vivir en el aquí y ahora.
Otras personas vivir más en el futuro, en el mañana.
Piensan que cuando consigan lo que desean, cuando termine mi carrera, cuando tenga trabajo, cuando los hijos sean mayores… entonces podré ser feliz.
Ahora con mis condiciones, piensan, es imposible. Colocan la felicidad en el futuro, en el mañana y en otras condiciones.
Tienen prisa que llegue ese futuro que asocian con felicidad. Viven con ansiedad. Y por tanto tampoco viven el momento presente.
La actitud correcta es vivir el aquí y ahora. Cada momento, cada instante, cada circunstancia. Sólo tenemos el presente. El pasado pasó.

El mañana es incierto. Nadie lo sabe. Hoy, aquí, ahora, viviendo este momento con integridad, con realismo, con aceptación, con voluntad de superación y crecimiento, puedes tener experiencias de plenitud.
En una entrevista a Salvador Paniker, filosofo, ingeniero y humanista, preguntado cómo dejar de ser robots y desarrollar una mayor libertad interior, responde entre otras cosas: "Yo sigo una regla bastante sencilla: me pregunto a cada momento lo que corresponde hacer en cada momento. Y a continuación, trato de ponerlo en práctica".
Si en cada momento de forma fluida soy consciente de lo que pienso, lo que siento, lo que quiero, lo que puedo y debo hacer y lo hago con libertad, percibimos que la vida esta llena, que la vida fluye, que nos sentimos libres y creativos, que somos felices.
Para llegar ahí una actitud fundamental: tener desarrollada la consciencia, la atención: darnos cuenta del momento, las circunstancias, sentimientos, pensamientos, deseos, miedos.
Estar en contacto con nosotros mismos. La plenitud de conciencia en el aquí y ahora.
No ser robots. Y desde ese contacto y consciencia de ti, dejarte fluir.
Hoy se habla del 'mindfulness': la plenitud de conciencia. Hay cursos para desarrollarla. Estamos bastante dormidos: la mayor parte de nuestra vida psíquica esta gobernada por nuestro inconsciente.
Afirma una historieta oriental que el discípulo le pregunta al maestro: ¿qué tengo que hacer para llegar a la plenitud, a la iluminación?.
El maestro responde: "vivir el presente. Practica 6 meses y vuelve". Así lo hace el discípulo, quejándose ante el maestro de que ha practicado el darse cuenta y no ha logrado la felicidad y la iluminación. "Vuelve de nuevo: practica otro año". Tampoco a la vuelta el discípulo lo había conseguido. Pregunta al maestro porqué y este le responde. "Tu cuando estas sentado estas pensado en qué hacer cuando te levantes, cuando caminas tienes la mente en lo que harás al llegar… Yo si estoy sentado, estoy sentado; si camino, camino. Cuando llego, hago lo que tengo que hacer…"Vivir el momento en plenitud. Dejarse fluir".
Dos características se perciben en las personas que así viven, además de que son mucho más felices. Son personas libres, ya que en cada momento hacen lo que sienten, sin trabas ni limitaciones. Y son personas muy creativas. Viven la vida en cada momento. Y la vida es siempre nueva. Cada momento y cada circunstancia es diferente. No estamos condicionados con ataduras pasadas o por ansiedades futuras.
Buscamos la felicidad, la plenitud. Una clave: Vivir el presente, el aquí y ahora.
Con plena atención. Seremos mucho más libres y mucho más creativos.
Un posible ejercicio: practica esta clave durante dos horas diarias, durante una semana. Escribe tus experiencias. Compártelas con amigos y profesores.
Animo Disfruta la Vida.
Saludos.......Ciao

2 comentarios:

danny dijo...

Eres kantiano,como una especie de conciencia critica espejo-proyeccion,muy punzante,cuanta frustracion se esconde en esos recovecos mentales,pero buenos porque escribir bajo ese seudonimo "picateclas" y no por tu nombre desde ahi estan las frustraciones.

El Picateclas dijo...

¡¡SOPAS!!..Que coscolaso....Gracias por tu comentario es cierto no se tratan de una tesis,pero en mi frustracion dejame estrechar tu mano.Fito Paez canta una cancion "Dar es Dar" escuchala excelente rola..saludos...Ciao
Frustracion=Loco